¡La avena y el coco chocan en estas increíbles galletas de avena y coco! ¡Estos son naturalmente veganos, perfectamente dulces, masticables y llenos de increíble sabor a coco!



1 tazón de galletas de avena y coco (veganas)

  • Libre de lácteos
  • Vegano

Calorías

133

Sirve

18

Hora de cocinar

8

Ingredientes

Ingredientes secos:

  • 1 1/2 taza de avena arrollada
  • 3/4 taza de harina para todo uso
  • 1/2 taza de azúcar morena
  • 1/4 taza de azúcar blanca
  • 1/4 cucharadita de levadura en polvo
  • 1/4 cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 1/4 cucharadita de sal




Ingredientes Húmedos:

  • 1/2 taza de aceite de coco, derretido / ablandado
  • 3-4 cucharadas de agua
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/2 taza de coco rallado, sin azúcar

Preparación

  1. Precaliente el horno a 375 ° F.
  2. Forre una bandeja para hornear con papel pergamino o una estera de silicona para hornear, y reserve.
  3. En un tazón grande, agregue todos los ingredientes secos (avena, harina, azúcares, levadura, bicarbonato de sodio y sal) y revuelva para combinar.
  4. A la mezcla seca, agregue aceite de coco derretido, 3 cucharadas de agua, extracto de vainilla.
  5. Revuelva todo hasta que se incorporen aceite y agua.
  6. Doblar en coco rallado.
  7. En este punto, la mezcla debe estar bastante desmenuzada, pero se mantendrá unida si la presiona con los dedos. Si su mezcla no se mantiene unida, agregue otra cucharada de agua y mezcle.
  8. Saque 1 1/2 cucharadas de la mezcla y haga una bola con las manos, luego aplanar ligeramente.
  9. Hornee en horno precalentado durante 7-8 minutos, o hasta que los bordes estén dorados.
  10. Deje enfriar en la bandeja para hornear durante aproximadamente un minuto, luego retírelo a la rejilla para terminar de enfriar.
  11. ¡Disfrutar!

Información nutricional

Por porción: Calorías: # Carbohidratos: 17.8 g # Grasas: 6.8 g # Proteína: 1.7 g # Sodio: mg # Azúcar: 8.6 g Nota: La información que se muestra se basa en los ingredientes y la preparación disponibles. No debe considerarse un sustituto del consejo de un nutricionista profesional.